Vistas a la página totales

lunes, 8 de febrero de 2016

Gigantopithecus, el simio más grande

Gigantophitecus es un género extinto de primates hominoideos que existió desde hace 1 000 000 de años hasta hace 100 000, habitando los actuales países de China, India y Vietnam y pudiendo haber convivido con Homo erectus en Asia sudoriental. Las evidencias fósiles sugieren que Gigantopithecus fue el primate más grande que habitó el planeta. Probablemente haya sido cuadrúpedo y habitante de ambientes boscosos. Fue herbívoro, con una dieta vegetariana generalista, parecida a la de los actuales orangutanes; ni carnívora, ni similar a la del panda gigante basada en el bambú, como se ha propuesto por algunos autores. 

Aunque se desconoce el porqué de la extinción de Gigantopithecus, se supone que las razones principales fueron los cambios climáticos, la competencia por los recursos con especies mejor adaptadas (pandas u hombres primitivos). Una hipótesis, basada en la dieta inferida de la composición isotópica del esmalte dental, apunta a que durante la última glaciación, que comenzó hace unos 100 000 años, disminuyó notablemente la extensión de los bosques de su ambiente a favor de la sabana, reduciéndose por tanto su hábitat y la disponibilidad de su fuente de alimento principal. 

Gigantopithecus debe haber medido 3,05 m de altura, y pesado de 300 kg a 500 kg. 2 ó 3 veces el tamaño de un gorila, aunque sus parientes vivos más cercanos serían los orangutanes.
 

simio

grande







No hay comentarios.:

Publicar un comentario